jueves, 1 de mayo de 2014

LA GRAN PREGUNTA

Tal cómo pasan los años y luchar día a día, primero por  los padres, luego por tus hijos, trabajando duro, uno se para a pensar cuando ve partir a padres, familia muy cercana y joven; para qué coño uno lucha tanto. La verdad es que nunca fui de los que amaso bienes materiales, me conforme con que no falte nada a mi familia, por en verdad para poco sirven; lo que si sirven son los bienes que haces a tus seres queridos y amigos, que al final es lo que uno deja al partir, y por lo que serás recordado. Pero con el paso de los años en verdad te haces esa pregunta.


                                Vte. Ruescas y Llorca 29.04.2014.-